MARIA ELENA UZCATEGUI #MeCuadroConEllas

/
/
1361 Views

Cuando a María Elena Uzcátegui la sacó la Guardia Nacional de su apartamento en Barquisimeto, estado Lara, el 12 de septiembre de 2014, el coronel a cargo le dijo que iba feliz porque llevaba su trofeo, a “la reina de la guarimba”. Uzcátegui, quien no había tenido ni una multa de tránsito en su vida, fue detenida por resguardar en su hogar a estudiantes que protestaban. En el allanamiento le sembraron explosivos, morteros, unas bombas lacrimógenas; y le robaron divisas, el pasaporte, una tableta y su teléfono celular. En total fueron 47 los detenidos esa noche. Fueron trasladados al destacamento, donde las mujeres, entre ellas María Elena, durmieron y comieron en el piso. El martes 16 los trasladaron a los tribunales y, para su sorpresa, cuando estaban dictando los cargos de todos, a ella le dijeron que quedaba privada de libertad y que iría al anexo femenino de la cárcel de Uribana. “Cuando llegas ahí empieza la humillación peor”, dice, quien estuvo tres meses detenida en ese lugar. Su historia forma parte de nuestra campaña #MeCuadroConEllas